Horario de atención: Lunes a Viernes de 8am a 6pm. Teléfono: 725 4147
Linea Gratuita Nacional: 018000 962 780
Noticias

El salubrista y su rol en las comunidades indígenas.

Por Sonia Urariyu
Jefe de Salud Pública Asocabildos 

El 25 de agosto se conmemora el día del salubrista, en homenaje al maestro Héctor Abad Gómez y se resalta la valiosa labor que realizan diferentes líderes sociales, académicos y comunitarios con relación a la salud y el bienestar de las poblaciones. Este día se reconoce el compromiso por la vida y el valor de una práctica social que desde diversos lugares aporta día a día en la construcción de justicia, equidad y democracia en nuestro país.

El trabajo del salubrista ha sido arduo en defensa de la salud y el bienestar de las comunidades. Sin embargo, en el departamento de la Guajira la mayor parte de los proyectos o programas han sido más de índole investigativo que de acciones permanentes y continúas que contribuyan a impactar el estado de salud de la población.

Por lo anterior, se hace necesario luchar porque las políticas públicas, programas y proyectos consideren los análisis de la situación de salud de la población, pero especialmente que reconozcan la voz de la comunidad para garantizar que efectivamente se logren los resultados esperados.

Frente a la actual situación de la pandemia, indudablemente no se puede negar que el COVID-19 ha tocado la conciencia de todos de alguna u otra forma. En este momento las comunidades tanto indígenas como no indígenas tienen temores, hay ciertos mitos, ciertas creencias con respecto a la enfermedad como tal.

En los territorios indígenas muchos miembros de comunidades no quieren salir, pero lamentablemente se ven obligados porque tiene que buscar el sustento. Aquí lo importante es el diálogo con la comunidad, brindarle información sobre las medidas de prevención y buscar que al final sean ellos quienes tomen sus propias decisiones o acciones, pensando que es un bien para ellos y no porque otra persona o un profesional se los diga o se los imponga.

Para realizar esta labor, el perfil de un salubrista debe ser un líder capaz de interpretar a la población y concretar esos ideales en acciones que promuevan el mejoramiento de la calidad de vida de las personas, las familias y sus comunidades. De igual manera, tener la capacidad de escuchar a la comunidad y lograr que haga parte de la transformación de su situación actual y de su realidad; también debe ser un soñador incansable, consciente que cada acción por pequeña que parezca suma y cambia vidas.

Es fundamental que el salubrista conozca las comunidades, sus costumbres, su cosmovisión y valorar las acciones y prácticas ancestrales que por muchos años han contribuido de alguna otra forma a la supervivencia de la misma población. Durante los últimos años se han venido trabajando en encuentros o diálogos de saberes, pero se requiere respeto y reconocimiento por la cosmovisión de los pueblos indígenas y permitir que las mismas comunidades sean quienes identifiquen las acciones que requieren complementaria terapéutica o una transformación de sus prácticas culturales. 

De otro lado, para llegar con la información a las comunidades, escuchar y resolver sus dudas, las diversas instituciones se han apoyado en medios masivos de comunicación como la radio a través de cuñas y programas radiales, estos también son traducidos en lengua materna para que sea de conocimiento en las comunidades indígenas.

 También es importante resaltar que se ha realizado un trabajo en equipo con los guías bilingües, auxiliares en salud pública, trabajadoras sociales indígenas que han apoyado el proceso de educación, formación y comunicación al interior de las comunidades, así como también en el área intramural en las instituciones, cuando se han presentado situaciones de comunidades que se niegan a la aplicación de los servicios, teniendo que intervenir y el apoyo de los grupos étnico culturales, quienes dialogan telefónicamente con las autoridades tradicionales y con los líderes.

Finalmente, a todos los salubristas en su día toda la admiración y respeto, que sigan persistiendo en sus ideales, en sus sueños y lo más importante resaltar que vale la pena proteger el ambiente, la naturaleza y sobre todo cuidarse los unos a los otros. 

Publicación anteriorPublicación siguiente

Deja un comentario